Descubrí los 9 Mitos del Trabajo Freelance - Trabajar Freelance

Descubrí los 9 Mitos del Trabajo Freelance

No me es raro ver como la gente se sorprende cada vez que le cuento acerca del trabajar freelance y las ventajas que este tiene sobre el modelo tradicional de trabajo.

Quizás no lo verbalicen, pero estoy seguro de que internamente se imaginan que trabajar para uno mismo es algo así:

nomada digital en la playa trabajando en modo freelance

Si encuadrás en este grupo de personas que imagina que el trabajar freelance es pasar todo el día en la playa tomando daikiris, permitíme pinchar esa idea y traer algunas de tus fantasias de vuelta a la cruda realidad…

Mito # 1: Podés trabajar desde casa en calzones

REALIDAD: El gran motivo del que trabajes en ropa interior es porque seguramente estás tan ocupado que ni siquiera tuviste tiempo de vestirte… ¡En cuatro días!

Cuando uno trabaja para uno mismo tiene que encargarse de todo. Y no me refiero al trabajo solamente sino también a buscar clientes, darles soporte a los existentes, promocionarse, etc.

Mito # 2: ¡Los freelancers ganan un montón de plata!

REALIDAD: Digamos que es mejor mantenerse alejado de compras grandes por un tiempo…

Si bien como profesionales independientes podemos cobrar algún dinero decente alguna que otra vez, con esos ingresos también es necesario cubrir todos los gastos del negocio como el software, la conexión a Internet, sitio web, etc.

También es necesario pensar en seguros, ahorro e inversiónes… sin dejar de lado algo tan básico como el techo y la comida.

Mito # 3: ¡No más jefes = no más estrés!

REALIDAD: ¿Viste cuando sos contratado por clientes que te pagan por un servicio y esperan resultados a cambio? Bueno, esas personas son tus nuevos jefes.

Y en lugar de tener un solo jefe, ahora tenes MUCHOS.
Todos quieren tu tiempo, tu atención y que puedas responder sus inquietudes en este mismo momento.

A pesar de que técnicamente ahora sos tu propio jefe, todavía tenes que responder ante un montón de otras personas.

Mito # 4 – Siendo freelancer tenés mucho más tiempo libre

REALIDAD: Seguramente podés tomarte un miércoles y pasar el día entero jugando a la Playstation y mirando series.

Esto suena como el plan ideal, sin embargo lo que sucede es que si no estás trabajando, no estás generando dinero y esa es la dura realidad.

Mito # 5 – Lo que hacés es demasiado genial para ser considerado un trabajo

REALIDAD: Hasta el día en que alguien decida monetizar el quedarse en casa mirando Netflix y comer galletitas, trabajar para vos mismo va a implicar un montón de trabajo.

Sobre todo al principio, vas a tener que trabajar más duro que nunca.
No sólo vas  a ser responsable de hacer el trabajo, también vas a tener que encontrar el trabajo. Para eso se necesita tiempo. MUCHO tiempo.

Mito # 6 – No más burocracia corporativa

REALIDAD: Todas las tareas administrativas que existen en una empresa ahora las vas a tener que hacer vos mismo.

Contabilidad, ventas, marketing, gestión de proyectos… todo eso va a ir a la par del proyecto por el cual estás siendo contratado.

Mito # 7 – Ahora podés ser el lobo solitario que siempre quisiste ser

REALIDAD: Aquellas personas solitarias e introvertidas pueden verse atraídas por el trabajo freelance (yo se que yo si).
Imaginando estar solos todo el día, escuchando tus discos preferidos, y no teniendo que hablar con nadie.

Desafortunadamente no es así.

A los clientes les gusta comunicarse y la construcción de confianza requiere horas y horas de conexión con el otro.

No existe eso de sentarse en nuestra Fortaleza de la Soledad y esperar como los trabajos fluyen hacia uno.

Mito # 8 – El freelancing es genial para gente que no puede mantener un trabajo fijo

REALIDAD: Muchas personas se ven atraídas al mundo freelance porque no quieren trabajar para nadie más.

No existe ninguna regla ni está escrito en ningún lado pero por lo general, si se te dificulta mantener un trabajo full-time, trabajar para vos mismo va a ser algo dificil.

Nadie va a estar mirandote por encima del hombro para asegurarse de que el trabajo se haga.
Simplemente vas a estar rodeado de clientes enojados por que no cumpliste con los plazos que acordaron.

Mito # 9 – Todo lo que necesitas es un buen sitio web

REALIDAD: Muchos freelancers que recien empiezan creen que montar una página web y ver como llueven los clientes.

Esto no podría estar más lejos de la realidad. Si los clientes adecuados no están encontrando tu sitio, confiando en tu trabajo y comprendiendo la solución que tus servicios ofrecen, tu sitio web no va a hacer mas que juntar polvo digital.


Conclusión

Esos fueron 9 mitos acerca del trabajo freelance.

¿Bastante mal, no? De pronto ya no suena tan divertido.

No me malinterpreten, trabajar para uno mismo puede ser la opción más gratificante que uno pueda tomar pero lamentablemente no siempre todo brilla bajo el sol.

Cada vez que me preguntan si recomiendo este modo de trabajo, aconsejo lo siguiente:

Sólo si lo haces bien (y por hacerlo bien quiero decir: Poner toneladas de trabajo encima).